Parque Nacional de Timanfaya

Timanfaya

El Parque Nacional de Timanfaya podría ser el más diferente de España, debido a sus formaciones, colores y texturas provocadas por diversas erupciones volcánicas, algunas más recientes que otras. La primera fase fue de 1730 a 1736 y supuso una perdida agrícola importante, actividad que se practicaba en todo el territorio, dejando a pueblos enteros cubiertos de lava y zonas aledañas llenas de cenizas.

Luego de unos años en descanso, en 1824 se produjo otra serie de erupciones, esta vez significarían el desalojo de muchas comunidades, dándose origen a nuevos volcanes como el Tinguatón, Tao y del Fuego, este último ubicado en el territorio que actualmente protege el parque.

Importancia del Parque Nacional de Timanfaya

Las reservas volcánicas del Timanfaya y sus estructuras diversas que se distribuyen en las Montañas de Fuego donde se encuentran más de 25 volcanes, muchos de ellos con actividad, lograron que se declarase el 9 de agosto del año 1974 como Parque Nacional de Lanzarote. Entre las formaciones volcánicas con mayor interés por parte de los científicos están las siguientes:

Tubos volcánicos

Se trata de túneles formados por lava sólida que en su interior sirven de canales para que éstas fluyan, formando ríos de lava subterránea.

Hornitos

Hay un hornito en particular que es conocido por los visitantes del Parque Nacional de Timanfaya y que incluso lleva consigo el nombre de Manto de la Virgen. Los hornitos son pequeñas erupciones de lava o gases que salen del suelo, pero sin formar estructuras grandes.

Mar de lavas

Superficies de gran longitud que están cubiertas por lava, al enfriarse unas tienden a ser más espesas que otras, la textura varía, lo que crea una mezcla de distintos tipos de lava.

Conos de Cínder

Formaciones de gran altura que representan la última fase del proceso de erupción de un volcán.

Interesante presencia de vegetación y fauna

Científicos han detectado una presencia importante de vegetación, más de la que pudiera esperarse en una zona bajo estas condiciones estructurales y climáticas. El liquen, es el principal encargado de preparar el suelo para otros tipos de organismos que se han desarrollado y adaptado al Timanfaya. Otras 35 especies pueden crecer anualmente pese a la escasez de agua.

Parque Nacional de Timanfaya

Lo mismo pasa con los animales, los cuales demuestran una adaptación increíble. En el parque abundan las aves, por lo menos unas 200 especies han sido vistas, reptiles, mamíferos y más especies, que logran sobrevivir debido a la protección que se les brinda por ser el Parque Nacional de Timanfaya su hogar.

¿Cómo pasar tiempo en el Parque Nacional de Timanfaya?

Conocer el parque puede realizarse de muchas maneras, en las Montañas del Fuego parte un recorrido en bus que se dispone por varios caminos con el fin de conocer el interior del mismo. Una vez dentro, también puedes visitar el Centro Cultural y Turístico de las Montañas del Fuego, en este se explica a fondo las peculiaridades del lugar.

En el centro de visitantes, se puede planear la visita con guías, escoger rutas y decidir qué exactamente quieres saber relacionado con el parque. Hay rutas libres y otras de necesaria supervisión con personal del parque, todas increíbles.

Si caminar o ir en bus es demasiado común para ti, puedes ir hasta el Museo por un paseo en dromedario con una duración de 20 minutos por cercanías volcánicas. A sus alrededores encontrarás tiendas de souvenir, baños, restaurantes y distintos servicios para el visitante.

Las actividades pueden realizarse en un día, para visitas fugaces, pero tienes la opción de alojarte cerca del parque para disfrutar por más tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.